Policiales | homicidio | Puerto Madryn | juicio

La causa por el homicidio de Beryl Williams podría elevarse a juicio en 20 días

Hay cuatro hombre detenidos por el brutal crimen de la vecina de Puerto Madryn. Los detenidos seguirán con prisión preventiva.

Beryl Williams , tenía 86 años y era una reconocida vecina de Puerto Madryn, que fue asesinada a fines de diciembre del año pasado en su domicilio. Los delincuentes ingresaron a la vivienda, la golpearon, la ataron con precintos y la amordazaron, lo cual le provocó la muerte por asfixia. Del lugar sustrajeron dinero y otros elementos.

Por el crimen, se encuentran imputados por "homicidio en ocasión de robo" Manuel Adrián “Galindez” Colón (36), Rodrigo Ramón (24) y Leandro Ramón (22), y el "Negro" Ramirez.

Hoy durante una nueva audiencia - a través de videoconferencia - los fiscales formularon la imputación inicial por el delito de “homicidio en ocasión de robo” previsto con una pena mínima de 10 años de prisión y un máximo de 25. Y anunciaron que finalizarán su investigación en veinte días. Se encuentran a la espera del resultado de pericias, y ya estarán en condiciones de presentar la acusación para elevar la causa a juicio oral y público.

dia del homicidio.jpg
Homicidio de Beryl Williams: la mujer de 86 años fue asesinada durante un robo a su casa.

Homicidio de Beryl Williams: la mujer de 86 años fue asesinada durante un robo a su casa.

Los imputados aceptaron seguir detenidos por veinte días y que su situación sea revisada en la próxima audiencia, cuando se presente la acusación. El único que pidió una excepción fue Marcelo "El Negro" Ramírez, cuyo abogado pidió que se analice su situación en particular, sin embargo, se definió que continúe con prisión preventiva.

"NECESITO UN PSICÓLOGO", DIJO RAMIREZ

Ramírez, quien días atrás perdió un dedo de la mano en incidentes producidos en la Alcaidía donde está detenido, fue apresado en San Luis, donde se había fugado. En el lugar se secuestró en su lugar un Volkswagen Bora, que habría sido utilizado en el crimen y que al momento de la detención estaba siendo modificado y repintado. En la audiencia, Ramírez dijo que estaba angustiado: “Necesito psicólogo, estoy angustiado; tengo miedo de estar detenido”, al solicitar arresto domiciliario y alegar que necesita cuidados por la pérdida de su dedo. “Recuerde usted que la abuela que mataron estuvo horas en agonía y no tuvo posibilidad de atención médica; la víctima no tuvo posibilidad”, replicó Báez para solicitar que siga detenido y que finalmente, fue lo que decidió la juez que entiende en la causa.

FUENTE: Ministerio Público Fiscal